Todo lo que debes saber sobre el Guaraná

La palabra “guaraná” tiene su origen en la palabra guaraní guara-ná que significa “fruto como los ojos de las personas”. 

El guaraná pertenece a la familia del arce y es una especie de planta trepadora. Es una de las frutas favoritas entre la gente de Brasil, lugar donde se cultiva y se comercializa. 

Al ser una trepadora, tiene hojas grandes y es famosa por la fruta roja que produce. 

La fruta contiene semillas que se considera que tienen propiedades estimulantes como las de los granos de café. 

Origen del Guaraná

El nombre científico de “guaraná” es “Paullinia cupana”. Sus frutos son marrones y rojos, y las semillas son negras. 

La planta tiene dos variedades conocidas: la silvestre y la doméstica. 

Es considerada como una planta versátil, ya que la fruta, las semillas, las hojas, los tallos y las raíces tienen un gran valor y pueden consumirse o utilizarse para obtener todos sus beneficios.

Características del guaraná

El guaraná ha sido investigado en profundidad por mucho tiempo. Los investigadores creían que su ingrediente activo era un compuesto químico (la guaranina) que tenía propiedades similares a la cafeína.

Sin embargo, luego se concluyó que el compuesto activo es solo cafeína y no guaranina pero, a su vez, estos niveles de cafeína son más altos que los de cualquier otra fruta.

Es un hecho bien conocido que la cafeína promueve la energía y el estado de alerta, y las mismas propiedades se extienden también a las semillas de guaraná.

Los frutos tienen cáscara amarilla, roja o anaranjada y cuando maduran deja ver la pulpa blanca y su semillas, de manera que parecen ojos.

Adicionalmente, cuando se secan las hojas estas contienen alrededor de 1-4% de cafeína.

Esta fruta se usa ampliamente en Brasil como una adición a los refrescos y las bebidas estimulantes. 

Usos del guaraná

Tradicionalmente, una vez recolectados los frutos, las semillas se separan y almacenan hasta la fermentación del arilo, que luego es extraído.

En seguida son tostadas y se les quita el tegumento, para hacer un polvo fino de las semillas. Los indígenas dicen que este polvo puede curar muchas enfermedades.

El guaraná es usado como ingrediente en algunas gaseosas y bebidas energizantes. También se emplea como suplemento dietario para promover la salud y la pérdida de peso.

Los indígenas de la selva tropical amazónica utilizan la semilla machacada del guaraná como una bebida y como medicina.

También tiene una historia de uso en resacas por abuso del alcohol y los dolores de cabeza relacionados con la menstruación.

Beneficios del guaraná

Quemador de grasa

El guaraná contiene cafeína y actúa como un estimulante. Además, la cafeína es conocida por sus propiedades para quemar grasa.

Un dato interesante es que los primeros nativos lo usaban para hacer tés que suprimirían el hambre por la pérdida de peso.

Se utiliza hoy en día en ciertas bebidas energéticas y suplementos de pérdida de peso para proporcionar estimulación y combatir el hambre.

Esta fruta puede promover la pérdida de peso iniciando el sistema nervioso para inducir el proceso de lipólisis. Este proceso involucra la liberación de grasa en el torrente sanguíneo donde se usa como energía durante el ejercicio.

Alerta mental, bienestar y salud general

Cuando se combina el guaraná con ginseng y jalea real promueve la concentración y elimina la fatiga.

Si se consume con Ashwagandha (medicina Ayurveda) promueve la salud mental y aumenta la concentración.

La combinación con Tribulus y Maca promueve la formación de la líbido y una mejor salud sexual, mientras que la combinación con la cúrcuma tiene propiedades analgésicas.

Se realizaron dos estudios en individuos en grupos de edad de 18-35 y más de 45 años. El grupo de menor edad en el consumo de guaraná mostró mejoras en la memoria, pero no hubo mucho efecto en el grupo de edad de más de 45.

Protección de plaquetas en la sangre

La presencia de catequinas, cafeína y epicatequinas podría ayudar a preservar el recuento de plaquetas en la sangre humana. Estas sustancias también aseguran la prevención de la trombosis y otras enfermedades cardiovasculares.

Salud intestinal

Además de sus efectos energéticos y de pérdida de peso, también fomenta el movimiento de los intestinos, que es un efecto beneficioso para las personas que sufren de estreñimiento.

Además, es efectivo para tratar otras complicaciones de los intestinos, incluyendo gases y diarrea, ya que ayuda a desintoxicar y limpiar el sistema.

Energía de larga duración

El guaraná contiene cafeína y se supone que la cafeína proporciona energía, pero la meseta de energía muere después de un tiempo.

Los taninos que posee son insolubles en agua y, por lo tanto, disminuyen la velocidad a la que se libera la cafeína en la sangre. Esto limita la velocidad a la que la cafeína reacciona con el cuerpo y por lo tanto proporciona energía de larga duración.

También se usa en la industria de alimentos y bebidas para dejar de fumar y para desintoxicar.

Se lo conoce como “fruta mágica” ya que ayuda en la cura de la malaria y la disentería.

Efectos secundarios de Guarana

El guaraná se considera seguro y no presenta efectos secundarios notables. Sin embargo, hay recomendaciones sobre su uso.

Problemas en el embarazo

Ha habido casos en los que las mujeres que consumen esta fruta han tenido hijos prematuros, niños que pesan menos de lo normal y los que tienen defectos de nacimiento.

Madres lactantes

Una ingesta de 150mcg de cafeína puede no dañar al bebé, pero el guaraná contiene mucha más cafeína y siempre es aconsejable que las madres que amamantan no lo consuman tanto por su salud como por la de sus hijos.

Insomnio

Debido a sus intensos y elevados niveles de cafeína, es aconsejable no consumirlo antes de acostarse. La dosis recomendada tampoco debe excederse ya que conduce al insomnio, inquietud, náuseas y dolores de cabeza.

Síntomas cardiovasculares

Las personas con problemas cardiovasculares no deben consumir esta fruta.

También se debe tener en cuenta que las dosis más altas de guaraná tienen un efecto adverso en el corazón y los primeros síntomas son palpitaciones y un aumento en la presión sanguínea.