Consejos para depurar el hígado naturalmente

Se ha demostrado que un punto clave para mantener un buen estado de salud es la eliminación de toxinas, y depurar el hígado es una gran manera de empezar.

Una de las principales formas en que el cuerpo se libera de las toxinas es a través del hígado. De hecho, el hígado es uno de los órganos más activos del cuerpo.

Trabaja incansablemente para desintoxicar nuestra sangre, producir la bilis necesaria para digerir la grasa, descomponer las hormonas, y almacenar vitaminas, minerales y hierro esenciales.

Asimismo, cuando la función hepática no es óptima, no podemos digerir nuestros alimentos adecuadamente, especialmente las grasas.

Algunas de las funciones del hígado son:

  • Procesamiento de nutrientes absorbidos por los intestinos para que sean absorbidos de manera más eficiente
  • Regulando la composición de la sangre para equilibrar proteínas, grasas y azúcares
  • Destruyendo viejos glóbulos rojos
  • Producir productos químicos esenciales para ayudar a coagular la sangre adecuadamente
  • Descomponer y metabolizar el alcohol y los medicamentos
  • Produciendo proteínas esenciales y colesterol
  • Eliminar las toxinas del torrente sanguíneo, incluida la bilirrubina, el amoniaco y otras
  • Almacenamiento de minerales, hierro y vitamina A

Para que este órgano cuide el cuerpo, debe ser capaz de funcionar de manera óptima.

Debido a las toxinas ambientales que se encuentran en nuestros hogares, lugares de trabajo e incluso alimentos, es muy importante depurar el hígado de vez en cuando.

Síntomas del mal funcionamiento del hígado

Si ha notado recientemente alguno de los síntomas que se detallan a continuación, podrías estar sufriendo una alteración de la función hepática.

Ten en cuenta que estos son síntomas generales, y que deberás consultar con un especialista para verificar el estado de tu hígado.

  • Distensión abdominal.
  • Dolor o incomodidad sobre el hígado (área abdominal superior derecha debajo de la caja torácica).
  • Grasa abdominal excesiva.
  • Problemas para digerir alimentos grasos.
  • Extirpación de la vesícula biliar
  • Reflujo ácido / acidez
  • Manchas oscuras en la piel comúnmente referidas a manchas hepáticas.
  • Sobrecalentamiento del cuerpo y/o sudoración excesiva.
  • Acné, rosácea o picazón, piel manchada.
  • Aumento de peso inexplicable e incapacidad para perder peso incluso con restricción calórica.

Afortunadamente, puedes depurar el hígado naturalmente para ayudar a mejorar su funcionamiento y estado.

7 consejos para depurar el hígado naturalmente

1. Beber jugos de vegetales

Puede ser casi imposible comer todas las verduras crudas que necesita para depurar el hígado efectivamente.

Sin embargo, al exprimir una variedad de vegetales crudos, puede obtener fácilmente las 4 a 5 porciones de verduras frescas y orgánicas que necesita.

El jugo tiene el beneficio adicional de una digestión más fácil, que facilita la absorción y asimilación del cuerpo.

El contenido de fibra acelera la eliminación de toxinas en el cuerpo, al tiempo que proporciona soporte al tracto digestivo.

Es importante tener en cuenta que el jugo de vegetales debe ser crudo para que sea efectivo, ya que el procesamiento puede destruir algunas de las vitaminas, minerales y polifenoles esenciales.

Las verduras para incluir en el jugo de desintoxicación del hígado son las coles de bruselas, la coliflor, el repollo, el pepino, la remolacha, la zanahoria y otras verduras.

También puede agregar menta, perejil, limón y lima para darle más sabor.

2. Evitar alimentos procesados y azúcar refinada

La mejor y más fácil manera de depurar el hígado y darle un descanso es evitar azúcares refinados y alimentos procesados.

Estos alimentos contienen conservantes, ingredientes sintéticos y químicos que pueden abrumar a su sistema, haciendo que sea cada vez más difícil funcionar correctamente.

Simplemente eliminar los alimentos desprovistos de nutrientes de su dieta le ofrecerá un alivio inmediato al hígado.

3. Consumir alimentos ricos en potasio

Una forma rápida de depurar el hígado es consumir los 2.000 miligramos recomendados de potasio al día.

Sin embargo, probablemente le resulte difícil alcanzar este número mediante la ingesta de alimentos integrales.

La ingesta de potasio es importante para mantener un sistema cardiovascular saludable, disminuir el colesterol malo y disminuir la presión arterial sistólica.

Los plátanos son una fuente popular de potasio, pero las batatas contienen más potasio por gramo, sin mencionar su rico contenido de betacaroteno y fibra.

Otras fuentes de potasio incluyen salsa de tomate o pasta, espinacas, remolacha, frijoles y melaza.

4. Comer hígado o tomar tabletas

El hígado de un ganado joven, sano, alimentado con pasto o hígado de pollo es rico en vitaminas A y B, ácido fólico, colina, hierro, cobre, zinc, cromo y CoQ10.

El hígado es uno de los alimentos más ricos en nutrientes que podemos comer.

Si no puede soportar el hígado comiendo, puede tomar pastillas de hígado de res.

Busque un suplemento que garantice que no se usen hormonas, pesticidas ni antibióticos en la alimentación y el cuidado del ganado.

5. Disminuir la grasa visceral

Como se mencionó anteriormente, una de las funciones del hígado  es almacenar el exceso de grasa alrededor del órgano.

Esta grasa se conoce como “visceral” o “grasa profunda”. La grasa visceral es un término utilizado para describir la grasa profunda que rodea a cualquier órgano, como el corazón y el hígado.

Contrariamente a lo que algunos puedan pensar, la grasa visceral en realidad puede ser mucho más peligrosa que la grasa subcutánea.

Utilizar una dieta de desintoxicación para reducir la ingesta calórica total puede ser muy útil, especialmente si tiene antecedentes de enfermedad hepática en la familia.

6. Aumentar el consumo de Vitaminas B

Las vitaminas B se usan para ayudar a las células a procesar y producir energía.

Esto incluye ayudar a la descomposición de las grasas y azúcares por las células, incluidas las del hígado.

Al aumentar las vitaminas B en su dieta, puede ayudar a que sus células sean más eficientes en la descomposición de nutrientes para producir energía.

También, puede ayudar a prevenir la acumulación de grasa alrededor del hígado, lo que, como se explicó anteriormente, puede causar una serie de problemas de salud.

7. Aumentar el consumo de Vitamina C

La vitamina C es un poderoso antioxidante que puede ayudar a combatir la inflamación y así depurar el hígado naturalmente.

Esto le da a la vitamina C una ventaja significativa si estás buscando nutrientes que te ayudarán a proteger órganos como el hígado de las toxinas y los radicales libres.

Sin embargo, muchas personas no obtienen cantidades adecuadas de este nutriente en su dieta habitual.

La vitamina C se descompone fácilmente en el cuerpo, por lo que no hay riesgo de ingerir cantidades que superen los niveles recomendados.

Conclusión

En vista de lo anterior, cambiar algunos elementos de su dieta puede ayudar a depurar el hígado de forma natural y eficiente.

Esto no solo ayudará a mantener el órgano libre de enfermedades, sino que tendrá un impacto sustancial en la salud general.

Teniendo en cuenta la amplia gama de funciones que puede cumplir el hígado, mantener su salud y funcionamiento óptimos es muy importante.

Siguiendo estos consejos podrás ayudar a mantener los niveles de energía, mantenerlo en forma y mejorar su bienestar.